Defensores en linea

Thursday
Dec 18th
INICIO Mujeres Muj El estado sigue estando en deuda con las obreras de las maquilas

El estado sigue estando en deuda con las obreras de las maquilas

E-mail Print PDF

San Pedro Sula

En vísperas de la celebración del Día Internacional de la Mujer, la Red Centroamericana de Mujeres en Solidaridad con las Trabajadoras de las Maquilas (REDCAM), la Coordinadora de Mujeres Hondureñas (CODEMUH, el Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras (COFADEH), el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL) y Radio Progreso desarrollaron en esta ciudad el foro: “Derechos Humanos-Laborales de las Mujeres”.

Al evento asistieron unas 200 mujeres, representantes del movimiento sindical, obrero, profesional, trabajadoras de las maquilas y ex obreras de las plantas de procesamiento de varias regiones del departamento de Cortés.

La Coordinadora de la CODEMUH, María Luisa Regalado apuntó que la Declaración de Derechos Humanos señala que el Estado es responsable de asegurar la salud ocupacional de las trabajadoras, de brindar los servicios de calidad y de asegurar la vida de las obreras.

“Pero eso no sucede y luego si vemos la Declaración de Todas las Formas de Discriminación contra Las Mujeres, nos dice que las mujeres no podemos ser discriminadas por ningún motivo, pero igual en este país, todo pasa y muchas veces nosotras y el pueblo no nos damos cuenta que existen todas estas leyes, convenciones, y tratados para poder exigir derechos.

Regalado resaltó lo anterior al considerar que en Honduras las trabajadoras de las maquilas  están expuestas a una serie de abusos y que el estado que debe velar por la seguridad laboral está en deuda con las obreras, al no aprobar las reformas al artículo V del Código de Trabajo que deben calificarse como enfermedades profesionales las derivadas del trabajo repetitivo que desarrollan las féminas en las empresas maquiladoras.

La Coordinadora del COFADEH, Bertha Oliva destacó que luchar por los derechos de las mujeres en el país, no es fácil, pero debemos ser optimistas para seguir caminando.

“Hablar de derechos humanos es hablar de humanidad, es hablar de vida, de libertad, es hablar de justicia y eso aquí no lo tenemos, no está operando, no hay institucionalidad compañeras, y al no tener institucionalidad, el reto que tenemos como mujeres es muy grande y hay que abrir un camino con paso seguro”, resaltó Oliva.

Añadió que como mujer convencida de defender la vida, si alguien “me quiere hacer que retroceda, me vuelvo terca en ello, y yo siempre he dicho que donde haya una violación contra la libertad y contra la vida, si podemos estar ahí, ahí vamos a estar, pero compañeras eso no es nada fácil cuando tenemos más de 570 denuncias ante el Ministerio Público por violaciones a los derechos humanos que van desde torturas, detenciones ilegales hasta asesinatos y desapariciones, y ahí van denuncias de mujeres que han sido violadas, que han sido torturadas y que han sido asesinadas”.

La defensora de derechos humanos destacó que de estas 570 denuncias, el Ministerio Público solo ha podido despejar apenas 10 casos con requerimiento fiscal. “Algunos de esos 10 casos de las denuncias se han extraviado, al menos 5 veces y creo que lo quieren es cansarnos, agotarnos, pero se equivocaron con nosotras, pero mientras tengamos vida no nos vamos a cansar, ahí vamos a estar, aseguró Oliva.

Una de las obreras de las maquilas que estuvo presente en el foro comentó que tiene 17 años de laborar en las plantas de procesamiento y que este trabajo la está llevando a un punto de inactividad, pues ha perdido cerca del 42 por ciento de movilidad en su estructura esquelética y muscular.

La obrera destacó que las jornadas son extenuantes y que los movimientos repetitivos que realizan van desgastando la vida de las trabajadoras al punto de que en pocos años, no podrá casi ninguna actividad corporal. De hecho ella comenzó a trabajar a la edad de 23 años y hoy que cuenta con 40, por disposición médica realiza otro tipo de actividad porque su fuerza motora fue casi aniquilada por el trabajo excesivo.

En el plano salarial destacó que después de tantos años de laborar apenas gana mil 90 lempiras a la semana y que con esa cantidad  no cubre sus necesidades básicas ni las de su familia.

Por su parte la procuradora de derechos humanos del Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL), Marcia Aguiluz abordó el tema de la cobertura que brinda el sistema interamericano de derechos humanos hacia la problemática que enfrentan las mujeres en el continente americano.

“Admiramos el trabajo que hacen las colegas de la CODEMUH porque es muy hermoso y es muy lindo escuchar sus testimonios, algunos con muchísimo dolor pero sabemos que son ustedes mujeres campeonas, luchadoras, sobrevivientes y maravillosas”, dijo Aguiluz

Aguiluz destacó que CEJIL no hace el trabajo como lo realiza el COFADEH o la CODEMUH que ventilan los casos de violaciones a derechos humanos en los tribunales de Honduras, “sino que llevamos los casos contra los gobiernos y los llevamos a dos órganos: La Comisión Interamericana de Derechos Humanos y la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH)”.

Dichos órganos están contenidos en el tratado internacional que se llama  Convención Interamericana de Derechos Humanos con jurisdicción en todos los países firmantes del continente americano.

“Cuando la justicia nacional falla, cuando se han agotado los recursos, como un recurso de amparo, una demanda laboral o una denuncia penal y el asunto no ha llegado a ningún lado, pues todavía las personas tienen la posibilidad de acudir ante esto que se llama sistema interamericano”, explicó Aguiluz.

El foro se sumó a una serie de actividades que realizan las organizaciones feministas y de derechos humanos en el marco de la celebración del Día Internacional de la Mujer a celebrarse este 8 de marzo en muchos países del mundo.

La efemérides destaca que un 8 de marzo de 1857 se registró una gran movilización de trabajadoras textiles en donde cientos de mujeres hicieron una manifestación pacífica en los barrios adinerados de Nueva York en protesta por las malas condiciones de trabajo que padecían.
Otro evento similar se suscitó en 1908, cuando cerca de 40 mil obreras industriales se declararon en huelga demandando el derecho a sindicalizarse, así como a mejores salarios, menos horas de trabajo, capacitación y el rechazo al trabajo infantil.

Durante esta huelga, 129 trabajadoras fallecieron a causa de un incendio ocurrido en la fábrica Cotton Textile Factory, en Washington Square, Nueva York.

Comentarios (0)Add Comment

Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote
smile
wink
laugh
grin
angry
sad
shocked
cool
tongue
kiss
cry
smaller | bigger

security code
Escribe los caracteres de la imagen


busy
Last Updated ( Wednesday, 07 March 2012 12:12 )  

Registrate

  • Login
  • Sign up
    Registration
    *
    *
    *
    *
    *
    Fields marked with an asterisk (*) are required.
  • Interesante